La importancia de los 1000 primeros días de vida (III): La alimentación complementaria

La introducción de la alimentación complementaria es clave de cara a la instauración de los hábitos alimentarios de una persona durante toda su vida. Por ello, debemos entender que en esta época no solo es importante qué alimentos toma en un momento determinado sino también el objetivo a largo plazo: que el niño tome una alimentación variada y saludable en etapas posteriores.

santyConde

Siguiendo las recomendaciones de la Organización Mundial de la Salud, la alimentación complementaria se introduce a partir de los 6 meses de edad, considerando que la leche materna, o la leche de fórmula cuando aquella no es posible, es el único alimento necesario para los lactantes hasta esta edad. En ocasiones aún se recomienda introducir antes los cereales sin gluten y las frutas, pero nunca antes de los 4 meses, en primer lugar porque el bebé no necesita otros alimentos, y en segundo lugar por la inmadurez de sus sistemas digestivo e inmunológico.

A partir de los 6 meses introducimos